Dios Globetrotter

Poner a Morgan Freeman de narrador en un documental le da un empaque que te cagas. Esa voz, esa presencia… ponte a decir cualquier tontería y queda de puta madre.
La idea del documental está muy bien: ir por el mundo a buscar las diferentes representaciones que los seres humanos tienen de Dios. Desde un católico en Massachussets, a un hindú en en Bengala, o un animista en una tribu de África.
La importancia del punto de vista de partida es aquí patente. Para mí, ateo redomado, el documental es un ejemplo extraordinario de como “Dios” es un constructo humano, es una invención originada por una necesidad común, compartida por seres humanos de toda condición. Pero, claro, llega el momento final de la entrevista al feligrés de turno y en lugar de concluir “fíjate, otro iluso que se traga este espejismo”, va y Morgan Freeman suelta algo así como “esta persona siente a Dios dentro de ella, y si lo siente será que Dios existe, claro”. Es ahí cuando se me ponen los pelos verdes de indignación.
Pero va y sigo viendo el documental, porque en todo caso el tema me interesa y todavía quiero conocer como las diferentes sociedades sienten este espejismo.
Aunque hay veces en las que me indigno todavía más. En el último capítulo que vi, un superviviente del 11-S, que estaba con su mujer en las Torres Gemelas, va y suelta que el que él y su mujer sobrevivieran fue gracias a la intervención divina… Manda huevos por los otros dos mil y pico que murieron… Es este tipo de interpretaciones de lo que a uno le pasa en la vida lo que me pone los pelos como escarpias…

Tetera espacial, Unicornios Rosas y Espaguetis Voladores

  Las religiones basan sus argumentos en afirmaciones infalsables, por lo que diversos grupos de pensadores ateos las comparan con afirmaciones absurdas como la existencia de teteras que orbitan alrededor del Sol, la existencia de la divinidad conocida como Unicornio Rosa Invisible o monstruos voladores con formas de espaguetis.

Tan infalsables como la existencia de Jehová, Alá o la Virgen del Rocío.

De cuando Jehová quiso cargarse a Moises y su mujer lo evitó cortándole el prepucio a su hijo

Éxodo 4:20-28
“24 Y aconteció en el camino, que en una posada le salió al encuentro Jehová, y quiso matarlo. 25 Entonces Séphora cogió un afilado pedernal, y cortó el prepucio de su hijo, y echólo á sus pies, diciendo: A la verdad tú me eres un esposo de sangre. 26 Así le dejó luego ir. Y ella dijo: Esposo de sangre, á causa de la circuncisión.”

Vale, puede que esté sacado fuera de contexto. O no. Leer el resto del Éxodo no ayuda mucho, la verdad.

En fin, cosas de pensar que un libro escrito hace miles de años esté inspirado por el mismo Dios.

Los motivos de Judas

Un guionista que se precie vería un agujero en la traición de Judas:


“Entonces uno de los doce, que se llamaba Judas Iscariote, fue a los principales sacerdotes 15 y les dijo: «¿Qué me queréis dar, y yo os lo entregaré?
Ellos le asignaron treinta piezas de plata».j 16 Desde entonces buscaba oportunidad para entregarlo.”

San Marcos 14.10-11


Claramente Judas se presenta a los sacerdotes con la intención de traicionar a Jesus, lo de las 30 monedas de plata es secundario. Así que los evangelistas no revelan verdaderamente el motivo por el que le quiso traicionar. ¿Dinero?, ¿Poder?, ¿Envidia?, ¿Celos?… Celos…


A ver, que soy ateo, y lo de la Biblia hay que tomárselo como lo que es, como un cuento torpemente hilvanado que se utiliza como burdo instrumento para la manipulación de la gente. Pero reconozcamos su valor histórico, e incluso literario. Este libro es todo un culebrón en el que el mismo Dios muestra una mala ostia de cuidado, muchos de sus protagonistas matan u ordenan matar, ponen cuernos, son exiliados…


Volviendo a la traición de Judas, 30 monedas de plata no pueden ser el verdadero motivo, el motivo pudieron ser los celos. Esa María Magdalena, que se muere por los huesos del Maestro, ese Judas enamorado hasta las cejas de María… Claramente una razón mucho más creíble para traicionar a un tipo tan majo como Jesus.


En fin, Judas Iscariote, ese malo necesario en cualquier historia, que da tanto juego, hasta para los chistes:


“… Jesus que estornuda y manda toda la coca a mandar por culo, y Judas salta: ´Joder, ¿hay pa matarlo, o no hay pa matarlo?”


Leer la Biblia, el mejor método para convertirte en ateo

Penn Jillette, un mago norteamericano, cuenta en este video como en su juventud, participando en un grupo de la iglesia, leyó la Biblia, empezó a preguntar por las contradicciones de ésta, y le acabaron echando del grupo porque estaba convirtiendo al resto de los jóvenes en ateos.

Formas de Conocimiento

El Ser Humano, como parte de sus mecanismos de supervivencia, tiene una predisposición a tratar de entender el entorno que le rodea. Esta propensión, a través del pensamiento mágico, se convirtió en Religión: con el fin de dar forma, de conceptualizar, de verbalizar los conocimientos, se crearon unos entes, los dioses, que eran los depositarios de las explicaciones que no terminaban de cuadrar pero que encajaban si los “humanizabas”, a los que se les otorgaba también el rol de guardianes de las reglas de convivencia de la comunidad: si hay una catástrofe es porque el dios tal se ha enfadado, hay que cumplir con las reglas porque si no el dios cual te castigará.

Como forma de conocimiento y convivencia fue una estrategia exitosa, ya que nos permitió sobrevivir durante miles de años.

Por otra parte, hace cientos de años se consolidó una nueva forma de conocimiento, la Ciencia, que le ha comido terreno paulatinamente a la Religión, originando la paradoja de un exceso de éxito que nos puede llevar a la extinción: nos hemos multiplicado tanto que podemos acabar con los recursos del planeta, incluso hemos desarrollado tecnologías que pueden provocar cataclismos.

Estas dos formas de conocimiento, la Religión y la Ciencia, coexisten con fricciones: la primera es un método arcaico que sigue teniendo gran aceptación, ya que la segunda, a pesar de ser una forma de conocimiento más desarrollada, no logra responder a todos los miedos, inseguridades y emociones de las personas.

Pero el tiempo sigue pasando, el peso de la Religión se irá diluyendo, y es posible que un nuevo método de conocimiento, superior incluso al científico, se descubierto.

Seres Superiores o no tanto

Fruto del desarrollo de la razón yo puedo escribir en este ordenador (desarrollo tecnológico, para lo bueno y para lo malo).
El mundo esotérico, supuestamente, disfruta de contactos con seres del Más Allá, de otras dimensiones, incluso de otros planetas. Contactos con seres superiores que son desperdiciados de una forma escandalosa, porque, que yo sepa, nada práctico ha salido de estos encuentros.

Vivan los novios

Un amigo en una boda en la que los invitados estuvieron especialmente sedientos se las ingenia para conseguir más vino. Aquella ayuda de buen colega con el paso del tiempo se convirtió en un acontecimiento mágico de transfiguración de lí­quidos que, según Juan 2, 11, “fue la primera señal milagrosa con la cual mostró su Gloria, y sus discípulos creyeron en Él”.

¿Éste es el primer milagro que el Hijo de Dios nos ofrece? ¿Alcohol en una boda?
File:Maerten de Vos - Bruiloft van Cana.JPG

El Papa que murió con las botas puestas

No deja de sorprenderme el encontrar joyas anticlericales como la lista de Papas sexualmente activos que nos ofrece wikipedia, con detalles bibliográficos acerca de si tal o cual Papa tuvo hijos, estuvo casado, tuvo amantes, fue homosexual o si sus descendientes heredaron el puesto.

De esta jugosa lista tengo que destacar a mi favorito, Juan XII (937-964). Nombrado Papa a los 18 años, le llegaron a acusar de convertir la Basilica de San Giovanni en un burdel y murió nueve años después a manos de un marido que pillló al Sumo Pontífice en plena faena con su señora.

Cómo no sentir simpatía, y hasta envidia, de un Vicario de Cristo tan carnal, tan lleno de hormonas, tan Don Juan. ¡Y qué escena tan grandiosa! Me imagino al cornudo abriendo la puerta, encontrando al Santo Padre, culo en pompa, con las piernas de la madre de sus hijos en todo lo alto. Tras un segundo de arrebatadas vacilaciones teológicas que le hinchan las venas del cuello, el esposo se caga en los Apóstoles, en la Santa Madre Iglesia y hasta en el mismo Dios y desenvaina la espada. El Pontífice se desenvaina de la esposa, trata de escabullirse, todavía erecto, por la habitación y es ensartado, quedando clavado como un Cristo contra el armario empotrado…
Un verdadero mártir. A ver si me entero que día se celebra su santo.
(Por cierto, la foto muestra un retrato de Juan XII que no se ajusta a la realidad, ya que cuando fue asesinado contaba con 27 años de edad).